tallarines de pasta fresca con setas y queso manchego

Los quesoadictos no nos conformamos con probar nuestra comida preferida en pedacitos, no. Si fuera por nosotros, lo comeríamos en todo instante. La verdad es que el queso es un alimento muy polivalente y tenemos la posibilidad de incorporarlo a muchas recetas para proporcionarles “este” toque mágico.

Como se aproximan datas de comida bastante, y bueno, y son múltiples los días en que nos reunimos cerca de la mesa, desde Queso Los Cameros les vamos a dar ciertas ideas para llevar el queso a las suyas mesas en los platos primordiales, sin la obligación de estar muchas horas en la cocina.

  1. Coloca a hervir una olla con agua.
  2. Condimenta con sal.
  3. En el momento en que comience a hervir a borbotones, añade los espaguetis y cocina según las normas del desarrollador.
  4. Pela y lamina los dientes de ajo.
  5. Corta las setas y el perejil.
  6. Calentar el aceite de oliva adjuntado con la mantequilla en un cazo a fuego bajo.
  7. Añade el ajo laminado y deja que se comience a dorar.
  8. Sube el fuego y añade las setas.
  9. Revuelve en el transcurso de un minuto o 2.
  10. Añade el caldo de verduras ardiente.
  11. Deja hervir a lo largo de 4 o 5 minutos, a fuego medio, a fin de que las setas estén cocinadas y que el líquido se haya achicado un tanto.
  12. Quita del fuego y añade el perejil picado.
  13. Chorrear los espaguetis y añadirlos a la salsa.
  14. Añadir algo de mantequilla y la cucharada de aceite de oliva.
  15. Revuelve hasta el momento en que los espaguetis estén bien mezclados con los champiñones.
  16. Acaba espolvoreando el queso manchego rallado.
  17. Sirve inmediatamente.

Preparación de los tagliatelle y presentación final del plato

  1. El paso inicial es tener los rebozuelos en el ajo y ahora preparados antes que la pasta toque agua. La salsa siempre y en todo momento debe aguardar a los tagliatelle y no del revés. Calentamos en una olla un litro de agua por cada cien gramos de pasta, es el tamaño sugerido por persona. No es requisito añadir aceite de oliva al agua de cocción a fin de que la pasta no se pegue.
  2. En el momento en que comience a hervir a borbotones echamos 1 puñado desprendido de sal, unas 2 medidas de cuchara zanjas por cada 500 gramos de pasta. Ahora agregamos los tagliatelle, siempre y en todo momento todos juntos. Removemos con una cuchara de madera a fin de que la pasta no se peguen y quede suelta.
  3. En el reverso o en un caso así en la esquina inferior derecha del bulto de los tagliatelle viene el tiempo de cocción. Debemos guiarnos por estas normas por el hecho de que para cada tipo es diferente, en un caso así son 8 minutos.
  4. De esta forma lograremos lo que tiene por nombre pasta “al dente” o en su punto justo, o sea, que no se pase, si bien un enorme consejo es probarla prácticamente en el final, por si las moscas en el envase nos engañan. Una vez pasado el tiempo escurrimos la pasta inmediatamente, reservando una medida pequeña de agua de cocción.
  5. Agregamos los tagliatelle o tallarines recién hechos a los rebozuelos al ajo y agregamos unas medidas de cuchara del agua de la cocción de la pasta.
  6. Combinamos todo con una cuchara a fin de que se junten bien los sabores. Opcionalmente, decoramos cada plato con un tanto mucho más de perejil fresco finamente picado, y acabamos con algo de queso Grana Padano rallado por arriba. Servimos recién hechos.

Indudablemente es un plato simple y veloz de llevar a cabo, idóneo para los fanáticos de la pasta y las setas. Explota que nos encontramos en temporada de rebozuelos y goza y de nuestras proposiciones. Le sugiero dejar una parte del queso rallado al gusto a fin de que cada comensal se ayuda a su gusto.

Preparación de los tagliatelle y presentación final del plato

  1. El paso inicial es tener los rebozuelos en el ajo y ahora preparados antes que la pasta toque el agua . La salsa siempre y en todo momento debe aguardar a los tagliatelle y no del revés. Calentamos en una olla un litro de agua por cada cien gramos de pasta, es el tamaño sugerido por persona. No es requisito añadir aceite de oliva al agua de cocción a fin de que la pasta no se pegue.
  2. En el momento en que comience a hervir a borbotones echamos 1 puñado desprendido de sal, unas 2 medidas de cuchara zanjas por cada 500 gramos de pasta. Ahora agregamos los tagliatelle, siempre y en todo momento todos juntos. Removemos con una cuchara de madera a fin de que la pasta no se peguen y quede suelta.
  3. En el reverso o en un caso así en la esquina inferior derecha del bulto de los tagliatelle viene el tiempo de cocción. Debemos guiarnos por estas normas por el hecho de que para cada tipo es diferente, en un caso así son 8 minutos.
  4. De este modo lograremos lo que lleva por nombre pasta “al dente” o en su punto justo, esto es, que no se pase, si bien un enorme consejo es probarla prácticamente en el final, por si las moscas en el envase nos engañan. Una vez pasado el tiempo escurrimos la pasta inmediatamente, reservando una medida pequeña de agua de cocción.
  5. Agregamos los tagliatelle o tallarines recién hechos a los rebozuelos al ajo y agregamos unas medidas de cuchara del agua de la cocción de la pasta.
  6. Combinamos todo con una cuchara a fin de que se junten bien los sabores. Opcionalmente, decoramos cada plato con un tanto mucho más de perejil fresco finamente picado, y acabamos con algo de queso Grana Padano rallado por arriba. Servimos recién hechos.

Indudablemente es un plato simple y veloz de realizar, idóneo para los fanáticos de la pasta y las setas. Explota que nos encontramos en temporada de rebozuelos y goza y de nuestras proposiciones. Le sugiero dejar una parte del queso rallado al gusto a fin de que cada comensal se ayuda a su gusto.

Asimismo Te Agradará

Caldo de marisco y que sean predominantemente naturales, puedes prepararlos en el hogar o adquirirlos en este momento completados en mercados.

En este momento vamos a cocer la pasta, lo vamos a hacer así como nos alquile el creador, escurrimos y combinamos con la salsa…. Recibir un e-mail con cada entrada novedosa. Karlos Arguiñano nos enseña a realizar pasta fría.

Deja un comentario